LisbonLisboaPortugal.com

La mejor guía de Lisboa

Lisboa Inicio > Top 10 > Lisboa secreta > ¿Dónde alojarse? > 24 horas > 3 días > 1 Semana > Excursiones > Playas > Museos

La Torre de Belem, Lisboa

La Torre de Belem es el edificio más característico de Lisboa, siendo el monumento de Portugal que más se acerca al reconocimiento instantáneo.
Esta deliciosa y diminuta fortaleza lleva protegiendo el Estuario del Tajo desde el siglo XVI y se construyó en la época dorada del estilo manuelino de arquitectura. La fortaleza está decorada con torres de vigía de estilo árabe, almenas adornadas con la “Cruz de Cristo” y la talla más antigua que hay en Europa de un rinoceronte.

Como símbolo de Lisboa, la Torre de Belem siempre ha sido muy popular entre los turistas, por lo que puede haber largas colas para visitar el interior de la fortaleza (por otra parte bastante vacío y austero). La verdadera belleza de la Torre de Belem es su profusamente decorada fachada, que se ve mejor desde tierra o en un tour en barco. En este artículo encontrará una guía turística sobre la Torre de Belem.
Artículos relacionados: Guía del distrito de Belem - 3 días en Lisboa

Información turística sobre la Torre de Belem

La Torre de Belém está situada en el distrito de Belem en Lisboa, a aproximadamente 2,5 km del centro de Lisboa, y se puede llegar a ella con el tranvía E15. El precio de la entrada de adulto a la Torre de Belem es de €6; los niños de hasta 14 años entran gratis. Debido al reducido tamaño del edificio, solo se permite entrar a 150 a la vez, lo cual quiere decir que se pueden formar colas muy largas en la entrada, especialmente durante la temporada estival.

 

 

Al contrario que en la mayoría de las atracciones turísticas de Lisboa, el horario de apertura de la Torre de Belem es limitado: solo abre de 10h a 18h30 en verano y de 10h a 17h30 en invierno. Al preparar su visita, intente llegar lo antes posible, ya que la fortaleza permanecerá llena de gente hasta la hora de cierre. Una visita típica dura unos 30 minutos (que serán más bien 40 si hay mucha gente).

Nuestra opinión: El auténtico atractivo de la Torre de Belem son las tallas de la piedra de la fachada, dentro no hay mucha cosa. Desde lo alto se puede disfrutar de buenas vistas, pero las del monumento del Padrão dos Descobrimentos son mucho mejores.
Artículos relacionados: Tranvía E15 y viaje a Belem

El diseño de la Torre de Belem

La fortaleza tiene dos niveles de baluarte y cuatro pisos en la torre. El baluarte inferior alojaba los 17 cañones y posteriormente fue una prisión, mientras que el nivel superior está abierto y cuenta con la protección de un muro bajo. La estructura inferior del baluarte se parece mucho a un claustro, con un área de patio para iluminar y disipar el humo de los cañones.

Los pisos de la torre son: la Sala do Governador, la Sala dos Reis, una sala de audiencias, una capilla y una terraza. Desde la terraza se puede disfrutar de vistas panorámicas sobre el distrito de Belem y el Estuario del Tajo. Todos los pisos de la torre están conectados por medio de estrechas escaleras circulares, que pueden atascarse considerablemente durante las horas punta.

Curiosidad histórica: La Torre de Belem fue construida con bloques de piedra caliza de Lioz, los excedentes y recortes de la construcción del Mosteiro dos Jerónimos, que estaba construyéndose al mismo tiempo. El Centro Cultural de Belém (construido en 1992) se construyó también con piedra caliza de Lioz para que encajase estéticamente con los monumentos históricos del distrito…

Breve historia de la Torre de Belem

1490: El Rey João II propone los planos para un grupo de tres fortificaciones destinadas a proteger la desembocadura del Estuario del Tajo
1514: Empieza la construcción bajo la dirección de Francisco de Arruda
1519: Se termina de construir la fortaleza y se dedica a San Vicente. Su nombre oficial es Torre de São Vicente
1580: La torre es derrotada por la armada española, lo que conduce al gobierno español de Portugal durante 60 años
1581: La torre se utiliza como prisión
1782: Se construye el Forte do Bom Sucesso y se enlaza con la Torre de Belem
1807: Bajo el gobierno de Napoleón, los franceses eliminan los dos pisos superiores para crear una estructura defensiva de madera
1831: La Batalla del Tajo
1845: Se restauran los pisos superiores
1865: Se empieza a utilizar la torre como faro

El elefante contra el rinoceronte en la Torre de Belem

Durante la época de descubrimientos y viajes marinos del siglo XVI, los portugueses fueron testigos de muchas escenas increíbles y tesoros fabulosos. Uno de los eventos más extraños se celebró en 1517 en la paya junto a la Torre de Belem (donde hoy en día está la Praça do Império), y tenía por objetivo determinar cuál de los recientemente “descubiertos” animales de África y Asia era el más poderoso. Esto enfrentó a un elefante asiático con un rinoceronte africano, ambos regalos del Sultán de Gujaran para el Rey Manuel.

La lucha en sí fue una decepción para el rey y la expectante muchedumbre, ya que en cuanto vio al rinoceronte, el elefante se dio la vuelta y huyó. La victoria del rinoceronte se conmemoró con una talla en la Torre de Belem; por desgracia, el animal se ahogó en un naufragio mientras era enviado al Papa León X.
La pequeña talla del rinoceronte está en el exterior de la torre oeste, pero ha sufrido bastante por el paso de los siglos.

Cuidado, el Rey te puede oír…
La Torre de Belem como fortaleza

La Torre de Belem se construyó para proteger los astilleros de Restelo, que a finales del siglo XV y principios del XVI era el centro de la construcción de navíos en Portugal. Estos astilleros eran vulnerables a ataques desde el océano, al estar cerca de la desembocadura del Tajo y a 2,5 km de las defensas de Lisboa.

El Rey João II propuso la construcción de una línea de defensas formada por tres fortalezas: una en la ribera norte, una al sur y una en el saliente rocoso que se alzaba en medio del Tajo. Los fuertes situados en tierra eran prioritarios para el Rey João, por lo que la construcción de la Torre de Belem se retrasó hasta el reinado de su hijo Manuel I.

En el momento de su construcción (1514), el saliente rocoso sobre el que se asienta la Torre de Belem se encontraba a unos 180 metros de la costa. La torre terminada se equipó con 17 cañones, siendo una de las primeras estructuras portuguesas diseñadas para aguantar una carga de artillería.

Estas defensas no fueron lo bastante fuertes para soportar el ataque de la armada española en 1580, rindiéndose en solo cuatro horas. Esta derrota condujo a los españoles a reclamar el trono portugués durante más de 60 años. A los españoles no les impresionó mucho la Torre de Belem, destinándola simplemente a prisión política menor.

Los desgraciados prisioneros de la Torre de Belem

El nivel inferior de la Torre de Belem se construyó originalmente para los cañones y como almacén de armas y alimentos. Cuando cambiaron las prioridades de la fortaleza, este nivel inferior se convirtió en un lugar conveniente para retener prisioneros políticos.

Este era un mal lugar para ser encarcelado, ya que el piso inferior se inundaba con frecuencia, ya fuese por mareas altas o por tormentas. A menudo, los prisioneros estaban con el agua hasta la cintura…

es - uk it de fr

LisbonLisboaPortugal.com

La mejor guía de Lisboa