LisbonLisboaPortugal.com

La mejor guía de Lisboa

Lisboa Inicio > ¿Cuándo visitar? > Precios > ¿Dónde alojarse? > 24 horas > 3 días > 1 Semana > Excursiones > Playas > Museos

El distrito de Belem de Lisboa: Una guía turística

Belem es un distrito encantador situado al oeste de Lisboa donde pueden encontrarse muchas de las atracciones turísticas más conocidas de Lisboa.

Originalmente, Belem era el lugar de Lisboa en que se encontraban los astilleros y muelles de la ciudad, y desde allí salieron durante el siglo XV los viajes de descubrimiento de rutas marítimas a la India, África oriental y Brasil. Esta rica tradición marina se conmemora en Belem, como también los extravagantes edificios que se financiaron por las abundantes riquezas que afluyeron a Portugal desde las recién descubiertas colonias.

 

 

A los visitantes Belem les parece un de los mejores distritos de Lisboa, ya que ofrece extraordinarias atracciones turísticas, museos interesantes y bellas vistas del estuario del Tajo. Belem no se parece al resto de Lisboa, y sus numerosos parques, plazas arboladas y amplios espacios abiertos son un soplo de aire fresco en contraste con el caos claustrofóbico del centro de Lisboa.

Belem es uno de nuestros distritos favoritos de Lisboa y le recomendamos que lo visite durante sus vacaciones en la capital. En este artículo encontrará una introducción a Belem, además de una sugerencia de itinerario, detalles sobre las atracciones turísticas e información sobre el viaje.
Artículos relacionados: Introducción a Lisboa - El distrito de Alfama - El distrito de Baixa

Atractivos de Belem

Nuestra sugerencia de itinerario de Belem

A continuación le ofrecemos una recomendación para medio día explorando el distrito de Belem, que es la que hacemos a nuestros amigos y familia cuando visitan Belem por primera vez.
Puede ver el itinerario en este mapa interactivo:

La mayoría de los visitantes de Belem se desplazan desde el centro de Lisboa en el tranvía E15, pero si hay demasiada gente, el autobús de la línea 728 sigue el mismo recorrido. Tanto el parada de tranvía como la de autobús (1) están junto al imponente Mosteiro dos Jeronimos (2) (una visita típica dura unos 45 m).

Torre de Belem

La Torre de Belem y el extremo oeste de Belem

Dependiendo de la hora del día, puede haber colas muy largas para entrar al monasterio, por lo que quizá resulte más fácil visitar la igualmente impresionante Igreja Santa Maria de Belem (3) (15 minutos, gratuita).

Desde el monasterio puede cruzar el Jardim da Praça do Império (4), hasta llegar al río Tajo (hay un paso subterráneo bajo las vías del tren). El grandioso Padrão dos Descobrimentos (5) (30 minutos) es una conmemoración a los exploradores portugueses del siglo XV, desde cuya parte superior se puede disfrutar de una de las mejores vistas panorámicas de Belem y sacar unas fotos extraordinarias.

La siguiente parte es un agradable paseo junto al río (1 km) que pasa junto al antiguo Faro de Belem (6), los muelles de Bom Sucesso (7) y el monumento de Sacadura Cabral (8) antes de llegar a la Torre de Belem (9) (la visita son unos 20 minutos). Esta encantadora y pequeña fortaleza es el monumento más fotografiado de Lisboa, pero su austero interior a menudo no merece la larga espera que hay que hacer para comprar la entrada.

Cerca está el Monumento aos Combatentes do Ultramar (10), un monumento conmemorativo de guerra, y el Museu do Combatente (11), un museo militar (atracción opcional, 30 minutos de visita).

La mejor galería de arte contemporáneo de Lisboa es la Coleção Berardo (12) (45 minutos), que está instalada en el Centro Cultural de Belém. Este enorme complejo fue construido como sede del Parlamento Europeo en 1992. El Museu da Marinha (13) (30 minutos, visita opcional) detalla la historia de navegación marina de Portugal.

Padrao dos Descobrimentos lisbon

El Padrao dos Descobrimentos celebra el pasado navegante de Portugal

A esta hora seguramente ya estará cansado, por lo que ha llegado la hora de tomarse un café y un Pastéis de Belém, un pastel de crema, en la Fábrica Pastéis de Belém (14), el hogar tradicional de este dulce. Si en vez de ello prefiere escapar de las masas de turistas, el Jardim Botânico (15) ofrece jardines tranquilos y un entorno calmado.

El rosado Palácio Nacional de Belém (16) es la residencia oficial del Presidente de Portugal y se pasa por él de camino al fascinante Museu Nacional dos Coches (17) (40 minutos). Este original museo exhibe lujosos coches de caballos, y una sección del mismo está alojada en el picadero real.

A continuación, se puede dar un agradable paseo por el río (18) hasta el ultramoderno museo MAAT (19). Desde el tejado del museo se puede disfrutar de unas vistas espectaculares del Ponte 25 de Abril y del río Tajo. Otro museo fascinante, si le interesa la maquinaria gigante, está en la primera central eléctrica de Lisboa, la Central Tejo (20), que ha sido amorosamente restaurada.

Al volver hacia la para del tranvía/autobús (1), se pasa por el bello Jardim Afonso de Albuquerque (21) y el igualmente maravilloso Jardim de Belém (22).

Algunos datos rápidos sobre un viaje a Belém

En la siguiente sección encontrará detalles sobre los principales y más populares lugares y atracciones de interés turístico de los que disfrutar en Belém:

El Monasterio de los Jerónimos: la atracción turística más popular de Belém

El Mosteiro dos Jerónimos es un extravagante monasterio que fue financiado con el impuesto del 5% que se aplicaba a las especias que afluían a Portugal en el momento. Diseñado originalmente como un modesto complejo monástico, las innumerables riquezas provenientes del comercio ampliaron su construcción en 50 años, hasta crear uno de los edificios religiosos más ornamentados de Portugal.

El lugar guarda una estrecha relación con los primeros exploradores, ya que Vasco de Gama pasó su última noche en él antes de su épico viaje a la India. Posteriormente, las esposas de los marineros eligieron su iglesia como lugar de oración por el regreso seguro de sus seres queridos.

El monasterio es simplemente espectacular, con sus bellos grabados en la piedra de la fachada de todo el inmenso edificio. Eso sí, para entrar hay que poner a prueba la paciencia en las largas colas.

Truco Secreto: Las colas para entrar al Mosteiro dos Jerónimos pueden ser espantosamente largas, pero nunca hay cola para visitar únicamente la iglesia, ¡para lo que además no hay que pagar entrada!

Nuestra Atracción Favorita: Padrão dos Descobrimentos

El Padrão dos Descobrimentos, o monumento del los descubrimientos, es uno de los más emblemáticos de Lisboa y se construyó para promover la auto-confianza nacional al tiempo que se honraba a los grandes exploradores portugueses. Desde lejos el monumento se da un aire el severo estilo realista socialista soviético, pero de cerca puede apreciarse el increíble detalle de la escultura, empeñada en investir a cada uno de las figuras su propia personalidad distintiva.

En la parte oeste del monumento hay representaciones de los exploradores, mientras que en la parte este se honra a los principales contribuyentes económicos; en ambas partes se apoya la estatua del Infante Don Henrique, principal impulsor de la Era Dorada de los Descubrimientos del Portugal del siglo XV. El monumento está ingeniosamente diseñado de manera que parece la proa de un barco apuntando al estuario, mientras la parte trasera representa una cruz latina.

El Padrão dos Descobrimentos no es sólo una maravilla de contemplar, también ofrece un fantástico mirador en la cima del alto monumento (entrada €5), que cuenta con unas de las mejores vistas sobre el Mosteiro dos Jerónimos, el Estuario del Tajo y Belém. En el suelo de la plaza que hay frente al Padrão dos Descobrimentos hay un mapa en el que puede observarse la amplitud de la influencia portuguesa por todo el mundo.

Torre de Belém

La deliciosa Torre de Belém se alzó en su día en el centro del Estuario del Tajo con el propósito de proteger la ciudad de ataques por mar, y en la actualidad esta pequeña fortaleza se ha convertido en el símbolo de Lisboa. Para una fortificación defensiva de importancia relativamente menor, la Torre de Belém se construyó con elaboradas artesanías y está adornada con bellos grabados en la piedra.

La Torre de Belém se inspira en diseños norteafricanos y está formada por torres vigía árabes y almenas decorativas, en tanto que el interior alberga la primera prueba registrada en Europa de un rinoceronte, en forma de grabado en la piedra.

Hecho Interesante: La fortaleza se alzó un día en el centro del Tajo, pero desde su construcción se ha alterado el curso del agua, y en la actualidad está situada en la orilla de las riberas del estuario.
Artículos relacionados: Torre de Belém

El Centro Cultural de Belém (CCB)

El Centro Cultural de Belém (CCB) fue construido como sede de la presidencia europea en 1992, al rotar entre los países miembros. Hoy en día, el extenso complejo cuanta con salas de conciertos, salas de exposiciones y el mejor museo gratuito de Lisboa, la Coleção Museu Berardo. Dentro del enorme CCB hay una selección de cafés y restaurantes más tranquilos.
Sitio web oficial: http://museuberardo.pt

El Centro Cultural de Belém
Museo Nacional dos Coches

El Museo Nacional dos Coches, o Museo Nacional de Carruajes, expone una de las colecciones más fascinantes de objetos históricos que puede encontrarse en Lisboa, carruajes reales de caballos. Estos carruajes, espléndidamente decorados, tienen muchos siglos de antigüedad, y entre ellos pueden admirarse carruajes utilizados por la realeza europea y una sucesión de papas.

El museo está emplazado actualmente en la antigua zona real portuguesa, que se utilizaba para espectáculos y eventos de doma clásica de caballos. Eventualmente, el museo será trasladado al complejo urbanístico moderno construido a tales efectos, enfrente de la ubicación actual.
Sitio web oficial:http://museudoscoches.gov.pt/pt/

Fábrica Pastéis de Belém

La Fábrica dos Pastéis de Belém es el hogar tradicional del delicioso Pastel de Belém, un dulce de crema que también se llama a menudo Pastel de Nata. Ningún viaje a Belém queda completo sin probar al menos uno en este ensordecedor y caótico café.

El Pastel de Belém era el primer pastel de crema original horneado a mediados del siglo XIX, cuya receta exacta es un secreto muy bien guardado. Otras pastelerías trataron de imitar esta receta con pasteles de crema de sabor similar, que se conocen como Pastel de Natas. Un ejemplo moderno comparable sería la diferencia entre la Coca-Cola o Pepsi y una versión genérica de la bebida de cola.

Por eso, cuando saborea un Pastel de Belém, está comiendo el dulce original, que ha permanecido inalterado durante más de 150 años.

Dato curioso: Muchos pasteles y tartas tradicionales portugueses tienen una base de yema dulce y se crearon en pastelerías cercanas a los grandes monasterios. La razón es que los monjes utilizaban claras de huevo para almidonar las prendas religiosas y regalaban las yemas a las pastelerías que había cerca. ¡Por eso el hogar de los Pastéis de Belém está cerca del Mosteiro dos Jerónimos!

Palacio de Belém

El Palacio de Belém, con su impactante color rosa, es la residencia oficial del Presidente de Portugal.

Palacio de Belém
Museu da Marinha

El Museu da Marinha narra al detalle la historia marítima de Portugal y está situado en el extremo oeste del Mosteiro dos Jerónimos. El Museo está dividido en dos secciones diferenciadas: la primera contiene artefactos históricos y numerosas maquetas de barcos, en tanto que la segunda exhibe yates reales y aeronaves fascinantemente antiguas.
Sitio web oficial:https://ccm.marinha.pt/pt/museu

Jardim da Praça do Império

El Jardim da Praça do Império es una de las plazas más grandes de Europa y está rodeada por el amplísimo CCB y el extravagante Mosteiro dos Jerónimos. Los terrenos de la plaza están llenos de decorativos jardines acuáticos simétricos, con una gran fuente como objeto central.

Monumento aos Combatentes do Ultramar

El Monumento aos Combatentes do Ultramar es un monumento conmemorativo bélico que honra a los soldados portugueses que murieron durante los levantamientos independentistas africanos durante las décadas de 1960 y 1970. Los muros que rodean el monumento conmemorativo llevan grabados los nombres de todos los soldados fallecidos en combate.

The Monumento Combatentes Ultramar Lisboa
La Mejor Actividad de Belém

La mejor actividad que disfrutar en Belém es el paseo de 30 minutos que hay entre la pastelería “Pastéis de Belém” y la Torre de Belém. Este recorrido pasa por el Mosteiro dos Jerónimos y el Monumento de los Descubrimientos, atravesando parques mimosamente mantenidos (en concreto el Jardim da Praça do Império y el Jardim da Torre de Belém) mientras sigue las riberas del estuario del Tajo. ¡En un día despejado no hay mejor paseo que este en toda Lisboa!

Desplazamiento hasta Belém

Belém está a 5km al oeste del distrito de Baixa y del centro de Lisboa. El método más sencillo para llegar a Belém es el tranvía número 15E, que sale de la Praça do Comércio. El viaje dura unos 15 minutos y un billete sencillo comprado en el tranvía cuesta €3,00.

tranvía número 15E lisboa

El billete de transporte público ilimitado durante 24h cuesta €6,40 y puede comprarse en cualquier estación de metro (pero no en el tranvía). La parada de tranvía de Belém recibe el obvio nombre de Belém-Jerónimos” y es la siguiente a la del enorme monasterio de los Jerónimos.

El tranvía puede llenarse muchísimo de gente, un método alternativo para llegar a Belém es tomar el autobús número 728, que pasa por Praça do Comércio y Belém, en su camino hacia Restelo. Un billete sencillo de autobús es más barato que el tranvía, con un coste de sólo €2,00.

es - uk pt it de fr

LisbonLisboaPortugal.com

La mejor guía de Lisboa